Inicio > Noticias > Yuriri Sierra y la demonización del movimiento magisterial

Yuriri Sierra y la demonización del movimiento magisterial

Enviado por observa on August 23, 2013

yuriria-sierra.jpegEL envío de las leyes secundarias de la llamada reforma educativa que enviara el Presidente de la República a las cámaras, provocó la movilización de integrantes de la coordinadora nacional de trabajadores de la educación (CNTE) y de la sección 22 del SENTE a la ciudad de México para ser escuchados por los legisladores federales; estos hechos provocaron un fenómeno de demonización de los mentores y sus protestas.

 

La demonización o satanización es la técnica retórica e ideológica de desinformación o alteración de hechos y descripciones, (próxima a la inversa sacralización, o al victimismo), que consistente en presentar a entidades políticas, étnicas, culturales o religiosas, como fundamentalmente malas y nocivas; como forma de justificar un trato político, militar o social diferenciado, o también para atribuir de incorrecto lo que está en contra de lo que se cree o apoya.

Durante esta semana los medios masivos de información han estado inundados de notas en las que se presentan a los maestros como rijosos, retrogradas, comprometidos con intereses corruptos; dichas notas se completan con entrevistas a enfurecidos conductores atrapados en el tráfico provocado por las manifestaciones o padres de familia y alumnos que exigen el retorno a clases.

Pocos son los medios que han dado contexto a la información, investigando las demandas de los educandos o la falta de compromiso de los legisladores para escuchar sus inquietudes, entre las que destacan la negativa de ser evaluados de forma universal, ya que argumentan, la diversidad de circunstancias económicas, culturales, de infraestructura desiguales en las diferentes zonas del país, impiden una evaluación única de alumnos y maestros.

Un ejemplo de este tratamiento reduccionista es el artículo de Yuridia Sierra publicado en Excélsior titulado “Maestros del caos y la protesta” http://www.excelsior.com.mx/yuriria-sierra/2013/08/22/914858 en la que la articulista descalifica al movimiento magisterial, no ofrece los puntos de vista de los maestros o la obligación de los legisladores de escucharlos, como representantes populares que son.

El artículo está cargado de adjetivos, no ofrece contexto informativo para que los lectores formen una opinión informada y termina siendo una simple queja sin fundamento.

Es preocupante que los diferentes medios no ofrezcan contexto en torno a los fenómenos mediáticos que cubren, y que reduzcan a un discurso de buenos y malos,y estigmatizando la protesta social, más allá de que se esté de acuerdo con ella o no; una sólida postura editorial siempre deberá estar fundamentada en el análisis de todos los ángulos de los hechos.

Comments:

Responder



(Tu email no será mostrado públicamente.)


Captcha Code

Click the image to see another captcha.